Conservación
Situación actual
Normas de Whalewatching
Áreas Marinas Protegidas
Propuesta Los Choros
Isla Chañaral
Islas Choros y Damas
P.M. Francisco Coloane
Caza de Ballenas
Convenciones CBI/CITES
Industria del cautiverio
El desconocido BYCATCH
Progr. TURISMO SEGURO
Proyecto ARCHAE
Programa Varamiento
Colabora con Leviathan



AREAS MARINAS PROTEGIDAS CON RELEVANCIA PARA
LOS CETÁCEOS EN CHILE

La presencia de Áreas Marinas Protegidas en Chile es de larga data, pero correspondiendo a pequeñas zonas geográficas consecionadas a instituciones educacionales y de investigación científica para realizar sus estudios. Sólo recientemente, y gracias a las iniciativas patrocinadas por la Comisión Nacional de Medio Ambiente - CONAMA en colaboración con la Subsecretaría de Marina - SUBPESCA, y la iniciativa de la Subsecretaría de Pesca - SUBPESCA, se ha iniciado un proceso para desarrollar Áreas Marinas Protegidas (AMPs).

Criterio Chileno Primeras Iniciativas Primeras AMPs

Criterio y Creación de AMPs en Chile

La declaración de MPAs, es una actividad que pese a la buena voluntad de las instituciones del estado Chileno, ha sido afectada por la diversidad de intereses que disputan las zonas (políticos, empresariales y gremiales) y a conflictos de competencia entre las diferentes agencias de gobierno. Así, no ha sido posible tratar los casos de las áreas que biológicamente son las que requieren una protección más urgente, sino aquellas que si bien tienen una relevancia en la diversidad biológica, también presentan grandes inversiones principalmente para el desarrollo inmobiliario y menores conflictos de interés.

Tristemente célebre fue el caso de la reunión de la Convención de Biodiversidad, en la cual los representantes de CONAMA presentaba sus primeros resultados en el camino de declarar Areas Marinas Protegidas en Chile, el representante del Ministerio de Relaciones Exteriores también asistente, declaraba ante la comunidad internacional, la inexistencia de pruebas científicas que apoyaran la utilidad de las AMP (pese a no sólo la existencia abundante de literatura especializada en dicha temática y especialistas Chilenos destacados como el Dr. Castilla, sino también el tratamiento que ha recibido en el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo).

Posiblemente ésta sea la esta razón, de que las zonas escojidas posean un fuerte componente comercial que difiere en cierta medida, del criterio propio de una zona "protegida", o tengan una importancia principalmente en la porción terrestre del borde costero pero no tanto así la biodiversidad submarina. A medida que la experencia se desarrolla, esperamos que el criterio biológico sea el que prime.

El criterio predominante de las AMPs en Chile, pone en duda la genuina condición de Area Marina Protegida, al aproximarse más bien a una licitación privada del uso comercial de dichas zonas silvestres.

Primeras Iniciativas para las AMP en Chile

La primera iniciativa concreta surge de la comunidad científica Chilena, en la obra del Dr. Carlos Castilla (Pontificia Universidad Católica de Chile), quién desarrolla la primera revisión tanto en el aspecto legal como biológico de este tema.

Luego, en Octubre de 2000 y debido a la existencia de pugna de competencias entre las diferentes Instituciones del Estado Chileno por tomar el tema de las Areas Marinas Protegidas, la cual tenia bastante entrampado el proceso y dispersos los esfuerzos, miembros del CMMR Leviathan organizan y desarrollan en el Stadio Italiano, el Primer Congreso Nacional sobre Areas Marinas Protegidas durante el Tercer Encuentro Nacional de Buceo.

La asistencia fue abierta al pública y entre los panelistas estaban:

- José Yañez Valenzuela (Moderador), Museo Nacional de Historia Natural MNHN
- Dushanka Ropert Dokmanovic, Subsecretaría de Marina
- Sandra Miethke, Comisión Nacional de Medio Ambiente CONAMA
- Comandante Raul Melo Moltedo, Dirección General del Territorio Marítimo y de Marina Mercante
- Alberto Carvacho, Universidad de Chile
- Alex Brown, Subsecretaría de Pesca SSP
- Alfredo Cea, destacado médico pionero en Chile tanto en el buceo autónomo como en su medicina.
- Gian Paolo Sanino, Director Depto de Ciencias del CMMR Leviathan

En esta ocasión las Srtas Miethke y Roper, presentaron el primer ejercicio legal que demuestra la existencia de un procedimiento para crear AMPs en Chile; el cetólogo Gian Paolo Sanino presentó en representación del CMMR Leviathan, la primera propuesta formal para crear una AMP relevante para los cetáceos y la primera propuesta de reglamento para las actividades de turismo de observación de cetáceos en Chile; y el Dr. Alberto Carvacho presentó una revisión nacional del tema y la primera propuesta formal para crear una Area Marina Protegida en Chiloé.

Presentación del Dr. Alberto Carvacho 

"Areas Marinas Protegidas en Chile: La Visión de un Biólogo"

La necesidad de crear Áreas Marinas Protegidas (AMP) se justifica por las mismas razones que la creación de áreas protegidas terrestres (como los bien conocidos Parques Nacionales de la CONAF), es decir, la mantención de la flora y fauna nativas excluyendo o limitando la intervención del hombre. Hay, sin embargo, algunas diferencias trascendentales:

· La acción humana en la tierra es fácilmente acotable en el espacio, lo que no sucede en el mar. Sabemos, por ejemplo, que en Antofagasta hay una severa contaminación por plomo. Pero sabemos, también, cuál es el enclave y la causa de la  contaminación, lo que nos permite (en principio) eliminarlo. A la inversa, un derrame de material tóxico en el mar tendrá una distribución insospechada e insospechable a causa de las corrientes marinas y de una dilución de sustancias que no es fácil percibir.

· También a causa de las corrientes marinas, la distribución y dispersión de la flora y fauna tiene características totalmente diferentes a la de animales y plantas terrestres. Así, es teóricamente posible que una jaiba ponga huevos en Chiloé, sus larvas sean llevadas por la corriente y sus hijos terminen asentándose en Valparaíso... todo en el lapso de 2 o 3 meses.

· Corolario de los puntos anteriores: lo que sucede en un lugar del mar puede tener efecto a enorme distancia de su lugar de origen.
Además de las consideraciones biológicas y/o éticas que justifiquen su protección, debe considerarse que buena parte de los animales y vegetales marinos son importantes recursos económicos. Sobre la tierra, el hombre ha llegado a sustituir el bosque nativo por las plantaciones de pinos (ventaja económica, tragedia ecológica...), pero no existe ninguna posibilidad de hacer algo parecido en el mar.

Tal como en la tierra, un área marina protegida es un reservorio de la biodiversidad regional. Sin embargo, y a diferencia del caso terrestre, una zona prístina en el mar es, además, un criadero de plantas y animales que, arrastrados por la corriente, podrán estar inmediata y constantemente repoblando las zonas de pesca. Pero debe tenerse presente, obviamente, que la mantención de estas reservas/criaderos exigen de una considerable extensión.

La creación de AMPs en Chile exige de un razonable conocimiento de la biogeografía marina regional. En nuestro litoral se reconocen tres "provincias" biogeográficas: la magallánica (cono sur de América hasta Chiloé), la central-chilena (de Chiloé al norte chico, aprox.) y la peruana (desde allí al Ecuador).
En función de ellas, y de las premisas antes expuestas, en esta exposición se sugiere la ubicación de dos AMPs.

Primeras Areas Marinas Protegidas en Chile

Entre las primeras Areas Marinas Protegidas (AMP), están: el Parque Nacional Francisco Coloane (yXII Región), AMP Caldera (III Región - ya declarada), AMP Bahía Mansa (X Región) y posiblemente El Corcovado (XI Región). Existen dos criterios, uno el liderado por CONAMA, el cual posee suele incluye un carácter más comercial y licitaciones a inverciones de gran escala, mientras que la de la Subsecretaría de Pesca (al menos hasta la lamentable remoción de la Sra. Vilma Correa en abril de 2006), sigue un criterio predominantemente biológico y de manejo técnico de los recursos marinos.

El parque nacional Francisco Coloane, correspondiente a aproximadamente 670 km cuadrados al rededor de la isla Carlos III, es la primera AMP propiamente tal en aguas Chilenas, e incluye cetáceos principalmente ballenas jorobadas y minke antártica. Es la primera zona en Chile que cuenta con regulaciones oficiales para la actividad de observación de cetáceos. Más información aquí...

Sin embargo, las áreas de mayor diversidad de cetáceos en Chile y necesidad de ser protegidas, son la zona comprendida por las cinco islas entre la III y IV regiones (ver propuesta del CMMR Leviathan), y la zona circundante a la isla grande de Chiloé. El 11 de Julio de 2005, se declararon dos AMP, en la zona de mayor diversidad de cetáceos en Chile (número de especies por área), en Isla Chañaral (III Región) e islas Choros y Damas (IV Región).

 

El primer "ensayo jurídico" se realizó en Isla de Pascua. El área geográfica es demasiado pequeña para constituir un valor biológico pero fue un inicio que demostró la posibilidad de su creación en base al derecho chileno actual.
Las tres zonas aproximadas, están presentadas con puntos azules.

La primera AMP con relevancia para los cetáceos, nació de la voluntad y acuerdo internacional, expresadas en la CBI cuando se creó al Santuario Ballenero Austral. Chile pese a haber restringido su participación, posee una posición geográfica principal respecto a esta zona.

La AMP de Caldera, entre Bahía Inglesa y Puerto Viejo la III región de Chile, presenta pocos estudios en relación a los cetáceos. El área considera una inversión en infraestructura turística de aproximadamente 2.3 millones de dólares y se espera sea declarada antes del 2006.
Su diversidad biológica está determinada principalmente por la presencia de humedales con abundantes especies de aves.
Representando uno de los relictos más importantes del bosque lluvioso valdiviano en la X región, con una alta biodiversidad, la futura MPA de Bahía Mansa, recibirá una inversión del gobierno para infraestructura turística, de aproximadamente 2.6 millones de dólares, y la ayuda de 158 mil dólares por parte de la WWF.